Escritura:

Es cierto, te he abandonado. No tengo excusa para ello, tampoco una sincera disculpa por haber dejado transcurrir tantos días sin escribirte. Puedo culpar al hastío del tiempo que pasa sin que me dé cuenta lo qué estoy haciendo con él. Nada, la verdad es que no hago nada. Me sumerjo en la lectura, ¿eso [...]

Anuncios