Diario a la cordura 2

Lunes Hoy me ha dado por sentirme tu captor. Esa deliciosa sensación psicópata de ser dueño de tu vida y de tu muerte, de ver que no hablas no porque no quieres, sino porque te he amordazado y me regocijo con tu silencio. A esto yo le llamaría ser dios, ser dueño de ti y [...]